InicioPolíticaLa guerra de Pavón con los estibadores del Puerto condena a los alicantinos a pagar más de 2.000 euros

La guerra de Pavón con los estibadores del Puerto condena a los alicantinos a pagar más de 2.000 euros

El Juzgado de lo Contencioso número 2 de Alicante ha dictado sentencia dando la razón a Alicante Port con su fallo a favor de  esta empresa de estiba de graneles. La compañía mantuvo una batalla judicial con Miguel Ángel Pavón en la etapa en  que el edil de Guanyar estaba al frente la Concejalía de Urbanismo en el Ayuntamiento de Alicante. Esta sentencia supone “un castigo” para las arcas del gobierno municipal y, por consiguiente,  para los bolsillos de todos los alicantinos, ya que ha condenado al Consistorio a  pagar más de 2.000 euros en costas.

Carísima la licencia ambiental

La decisión de Miguel Ángel Pavón de requerir una licencia medioambiental a Alicante Port, que acabó con el cese de la actividad de la estiba de graneles en el puerto, ha salido cara. El juez estima el recurso administrativo interpuesto por la empresa y la habilita a desarrollar su actividad y descarga de graneles a través del “procedimiento de la declaración responsable”, en vez de la “licencia medioambiental” como pedía el Ayuntamiento. El juez ha dado luz verde a Alicante Port para que ejerza sus labores tras presentar una autorización administrativa de emisiones de atmósfera concedida por la Conselleria de Medio Ambiente al Puerto de Alicante. Siguiendo esta estela, la resolución judicial señala que el Puerto era el encargado de lograr esa autorización autonómica y, por lo tanto, le exime de responsabilidad a la compañía mercantil.

Adentrándonos más en la sentencia, el juez también argumenta los 2.000 euros en costas porque indica que la Concejalía de Urbanismo demandaba la licencia ambiental mediante unos decretos con “conclusiones erróneas” por parte del Servicio de Disciplina Urbanística y Ambiental en sus informes técnicos.

Las preguntas a Pavón

Los grandes vencedores de esta contienda judicial han sido los trabajadores del puerto, unidos en la Asociación de Trabajadores Dependientes de la Actividad Portuaria (ATDAPA). Primero, han salido a la palestra para declarar que esta sentencia “puede sentar un importante precedente” de cara a los próximos contenciosos promovidos por Bergé y CESA Alicante, las otras dos empresas estibadoras, ante el “mismo requerimiento de licencia ambiental”.

En el mismo comunicado, la  ATDAPA ha ido más allá formulando  una serie de preguntas al  portavoz de Guanyar Alacant. “¿Pedirá perdón por el daño ocasionado al erario público? ¿Tenía argumentos suficientes como para hacer peligrar el sustento de  más de 1.200 familias? ¿Presentará la dimisión por su actitud cobarde y vengativa?”. Por último concluye que Pavón que actuó “por venganza e irresponsabilidad”, lo cual “le inhabilita para ejercer el cargo que ostenta”

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies