InicioPolíticaLa guerra abierta entre PSOE y Compromís en torno a la AVI y el IVACE deja fuera a Palomar

La guerra abierta entre PSOE y Compromís en torno a la AVI y el IVACE deja fuera a Palomar

Manuel Palomar, rector de la Universidad de Alicante, ha sido la primera víctima del conflicto abierto entre los partidos del Pacte del Botànic que sostiene el Gobierno de la Generalitat Valenciana, PSOE y Compromís, al ser sustituido en la presidencia de la Agencia Valenciana de la Innovación (AVI) con sede en Alicante. El conflicto abierto al abstenerse la coalición valencianista en la votación del Contrato Plurianual de Gestión de la AVI entre 2018 y 2021, ha abierto la caja de los truenos, que ha acabado con la sustitución de Palomar al frente de la agencia de la innovación, después de que accediera a presidirla en octubre pasado en representación de las siete universidades valencianas.

El vicepresidente ejecutivo de la Entidad, Andrés García Reche, fue el encargado de comunicar este extremo a Manuel Palomar, después de que el rector de la Universidad Politécnica de Valenciana, el ilicitano Francisco Mora, le trasladara que le correspondía a él presidir la AVI al asumir también la Conferencia de Rectores de la Comunidad Valenciana tal y como se había acordado al parecer por los rectores. La sustitución de Palomar al frente de la AVI ha levantado ampollas en el campus alicantino que esperaban que la decisión se adoptara después de una reunión donde se manifestara el consenso de todos los rectores.

Es tal la guerra abierta entre los socialistas y Compromís por este motivo que en la reunión de la AVI celebrada el miércoles de la pasada semana en la UA no hubo representación de las universidades valencianas y, por supuesto, no se presentó Francisco Mora. Si estuvo Josefina Bueno, académica de la UA y en la actualidad directora general de Universidad, Investigación y Ciencia en representación del Consell. Las fuentes consultadas aseguraron que Manuel Palomar recibió a los asistentes y se marchó inmediatamente, ante la repentina decisión.

En el fondo del asunto lo que transciende es la existencia de una guerra soterrada por el control de las subvenciones que se otorgan a las empresas por parte de la Agencia Valenciana de la Innovación (AVI) y otras similares que también concede el Instituto Valenciano de Comercio Exterior (IVACE), solo que el primero depende directamente de Presidencia de la Generalitat Valenciana, en manos de Ximo Puig, es decir, del PSOE, mientras que el IVACE está controlado por Compromís, el partido de la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra.

Desde Compromís ya han advertido que van a estar muy atentos a las subvenciones concedidas y por conceder, para evitar duplicidades, lo cual pone en entredicho o, al menos, bajo sospecha, cómo y a quién se otorgan estas subvenciones. Desde el Partido Popular y Ciudadanos ya se han puesto manos a la obra para revisar estas actuaciones que han levantado tantas ampollas entre los dos partidos que sostienen el Consell.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies