InicioComunitat ValencianaEl escándalo de la detención del presidente de la diputación de valencia pone en evidencia el liderazgo de Ximo Puig y salpica a Pedro Sánchez

El escándalo de la detención del presidente de la diputación de valencia pone en evidencia el liderazgo de Ximo Puig y salpica a Pedro Sánchez

La corrupción salpica de lleno a los socialistas valencianos y también a Compromís. La detención de Jorge Rodríguez representa todo un escándalo. Sin embargo, mantiene la alcaldía tras la dimisión de la institución provincial  este lunes.

La vicesecretaria de Organización del PPCV y portavoz del PP en la Diputación de Valencia, Mari Carmen Contelles, ha calificado como “insostenible” la situación del expresidente de la Diputación de Valencia, Jorge Rodríguez, y ha subrayado que “pone en cuestión la autoridad y la credibilidad de Pedro Sánchez y de Ximo Puig”.

Mari Carmen Contelles ha reiterado la exigencia de una “dimisión inmediata alcalde de Ontinyent” y ha incidido en que “su partido le ha abierto la puerta de salida suspendiéndolo de militancia pero él parece dispuesto a enrocarse en sus cargo”.

Este pasado lunes, 2 de julio, dimitía como presidente.

“Han pasado días desde su detención y sigue sin presentar su renuncia”, ha recordado Contelles, quien ha cuestionado el discurso regenerador que pretenden atribuirse Ximo Puig, Mónica Oltra y Pedro Sánchez. “Mucha declaración grandilocuente pero la realidad es que quienes están hipotecando la reputación de la Comunitat Valenciana son ellos, porque hasta el momento no se han atrevido a exigir su dimisión”.

“¿No consideran suficientemente grave que los valencianos tengamos un ya exresidente de la Diputación en libertad con cargos? Puig y Oltra están dando cobertura a un presunto delincuente y a sus colaboradores”, ha continuado.

Contelles ha exigido, asimismo, el cese del resto de investigados en la Operación Alquería, el jefe de gabinete de Rodríguez, Ricard Gallego, su asesor Manuel Reguart, el letrado de Presidencia, Jorge Cuerda, y el cogerente de Divalterra Xavier Simón.

La portavoz popular ha considerado “grotesco y una burla a la inteligencia de los valencianos que la vicepresidenta Oltra diga ahora que nunca ha exigido la dimisión de un imputado. El problema es su doble vara de medir cuando los casos de corrupción afectan a personas de su formación política”.

“Los valencianos asisten atónitos a una muestra más de la absoluta falta de coherencia de Compromís y PSPV, que ante las investigaciones de sus cargos se ponen de perfil y evitan la contundencia que anteriormente exigían al Partido Popular”, ha señalado la dirigente popular.

Así, ha lamentado que ante unos hechos “de extrema gravedad cómo la detención y la imputación del Presidente de la Diputación y cinco cargos más del PSPV y Compromís, los máximos responsables del Consell y de sus partidos sean incapaces de solucionar esta situación poniendo en riesgo la credibilidad de las instituciones”.

La vicesecretaria regional del PP, Elena Bastidas, ha señalado que el PSPV “está abierto en canal” y ha señalado que si el secretario general del PSPV, Ximo Puig, y el secretario de organización del PSOE, el valenciano José Luis Ábalos, no son capaces de liderar ni controlar una organización como el PSPV, ¿cómo van a gestionar la Comunitat Valenciana o España?”.

Bastidas se ha referido de esta manera tras los últimos acontecimientos políticos y judiciales que han afectado al ya expresidente de la Diputación de Valencia y alcalde de Ontinyent, Jorge Rodríguez, en el marco de la Operación Alquería que “está poniendo en evidencia que Puig y Ábalos no pintan nada”.

Para la también diputada nacional, el hecho de que se haya aplazado meses la Fiesta de la Rosa en la que iba a intervenir el ministro de Fomento es un ejemplo más de que el PSOE “ha dejado a la deriva al PSPV”. “Esta decisión evidencia tres cosas: que los socialistas creen que la situación se alargará en el tiempo, que la desunión es mayor de lo que pensamos y que nadie de Madrid quiere la foto con Ximo Puig”. “Abalos no da la cara, se ha pasado años criticando a otros partidos y ahora que ocupa un despacho, no quiere mancharse las manos ni que le relacionen que los cargos valencianos”, ha señalado.    

Las comarcas, los altos cargos, alcaldes y portavoces “le han dicho a Puig que no les representa, porque han constatado de forma clara la falta de liderazgo y autoridad de Presidente”. Para Bastidas, “Puig no consigue lanzar un mensaje claro a los valencianos sobre las investigaciones abiertas a cargos de su partido”.

Desde el PPCV nos preguntamos “¿dónde está Ximo Puig? Ha bajado el nivel de exigencia y contundencia sobre la financiación al Presidente del Gobierno y sobre los casos de corrupción. Ahora todo es moderación, comprensión y palabras vacías sin acciones que las acompañen”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies